El cuarto signo del zodíaco es el del cangrejo. Ya hay un inicio, un sostén, una comunicación y ahora comienza a haber sentimientos. Te contamos todo sobre este signo zodiacal aquí.

 

Es una energía Cardinal, de agua, a partir de ahora hay una conciencia. Es el primer momento en el que hay una persona, antes solo había relación (Géminis). Ahora hay necesidad de profundizar una de ellas y de mantenerla para que pueda crecer y desarrollarse. Es interioridad, tradición, lugar de origen. Por eso es se busca cuidar el adentro, alimentarlo, porque lo que no conozco que está afuera da inseguridad y miedo. Es la gestación de un nuevo ser y se comparte una herencia protectora. Se aísla para proteger, para generar vida.

 

Representa la estabilidad, la contención, la memoria. Hay una identificación con lazos amorosos que contienen un pasado y se unen para crear un presente. Se relaciona con la nutrición, no solo alimenticia sino también desde el amor. Su regente es la Luna, por eso hay figuras femeninas muy impotentes, en especial la madre.

El símbolo del cangrejo representa su naturaleza: se muestran duros por fuera, a la defensiva y tenaces (con sus tenazas) pero por dentro son pura blandura. Sólo dejan ingresar a ese espacio a aquellos que se ganen su confianza.

En el cuerpo humano rige el estómago.

 

 

Talentos:

  • Grandes protectores.
  • Facilidad para dar contención afectiva.
  • Personas muy intuitivas que conservan memorias ancestrales.

Defectos:

  • Pueden quedar apegados al pasado
  • Tendencia repetir mandatos familiares
  • Se meten en su coraza protectora y se encierran

Aprendizajes:

  • Liberarse de costumbres y comportamientos del mandato familiar que no le son funcionales.
  • Revisar qué de sus enojos pertenecen a ellos o a su ambiente familiar.
  • Aprender a salir de los lugares de encierro y de melancolía, del pasado.

Lo que puede aprender de otros signos de su Carta Natal:

  • De Aries: Su ímpetu para expresar su deseo propio.
  • De Tauro: Su capacidad de mantenerse firme.
  • De Géminis: Sus ganas de aprender cosas nuevas.
  • De Leo: La valentía para expresar quienes son.
  • De Virgo: La capacidad de analizar sin involucrar los sentimientos.
  • De Libra: El interés por el deseo del otro sin ser apegado.
  • De Escorpio: Su conexión con la oscuridad desde un lugar natural.
  • De Sagitario: Su valentía para salir de su zona de confort.
  • De Capricornio: Su estabilidad y poder de construcción.
  • De Acuario: Su desapego y capacidad de cambio.
  • De Piscis: Su conexión con las emociones los puede llevar a estados supremos.

 

Agustina Ferrería es Psicóloga, Astróloga, especialista en Mindfulness y Programación Neurolinguística (PNL). Síguela en Instagram @AgusFerreria o en Facebook: https://www.facebook.com/agustina.ferreria/